El dióxido de titanio ayudará a combatir la contaminación atmosférica en la estación central de autobuses de Lublin (Polonia)

Los arquitectos de la firma Tremend Studio han apostado por la increíble capacidad del dióxido de titanio para limpiar el aire en su diseño de una nueva estación de autobuses ecológica en Lublin (Polonia).

La estación metropolitana intermodal integrada de Lublin se ubicará en pleno centro de la ciudad, donde la polución causada por el esmog es un problema creciente. En vista de la situación, los arquitectos han ideado el edificio con un revestimiento de dióxido de titanio para explotar sus propiedades fotocatalíticas y transformar los gases tóxicos que flotan en el ambiente en agua y nitratos.

El edificio se ha concebido pensando en el entorno: gracias al empleo de plantas, materiales reciclados y tecnologías modernas –como la inclusión de dióxido de titanio–, la estación central de autobuses se convertirá en un lugar acogedor, verde y respetuoso con el medio ambiente. El diseño conceptual del edificio ha sido seleccionado como finalista en una de las categorías de los premios de arquitectura más prestigiosos (World Building of the Year) y ha recibido los elogios del jurado.

La arquitecta Magdalena Fedorowicz-Boule, presidenta de Tremend Studio, ha declarado lo siguiente: “El proyecto da respuesta a problemas relacionados con la protección del medio ambiente y la vida en la ciudad, como el esmog, el consumo de agua y electricidad y el ruido. Refleja nuestra percepción sobre el rol que debe tener la ecología en la arquitectura”.

La iniciativa de utilizar dióxido de titanio para neutralizar los gases tóxicos es una forma eficiente e interesante de combatir la contaminación causada por el esmog y forma parte de cada vez más proyectos de arquitectura urbana ecológica.

Más información: https://worldarchitecture.org/architecture-news/ecvch/tremend-design-office-releases-design-for-metropolitan-railway-station-in-lublin.html